Doná comida gratis

3 de mayo de 2008

A mi abuela

Las despedidas duelen, ni hablar cuando es para siempre, cuando en esta tierra ya no vas a volver a ver a esa persona.

El pasado jueves 1 de mayo tuve que despedirme de una personita que quise muchísimo. Mi abuela...

Sin duda una parte de ella quedará para siempre en mí. Era imposible no quererla.

Estuve presente cuando su corazón dio su último latido. Parada al pie de la cama, apretaba con fuerza un rosario que había sido suyo. Sabía cual sería el desenlace, ella ya estaba sufriendo, entonces pretender retenerla  con nosotros era una actitud egoísta.

La voy a extrañar mucho, todos vamos a hacerlo. Sólo me queda pensar en todos los buenos recuerdos que me quedan de ella.

9 comentarios:

israel dijo...

Lo siento mucho,de verdad que te entiendo solcito,perdí no hace mucho a mi abuela,vivía con ella y era una persona única,especial,inolvidable y siempre estará conmigo,en mi recuerdo.

Tienes razón que cuando una persona sufre quizá lo mejor sea que descanse en paz para que no sufra y mi abuela también estaba sufriendo pero aún así está claro que el dolor es grande pero bueno,siempre nos quedará el recuerdo,eso no nos lo puede quitar nadie.

Un abrazo y muchos ánimos.

Solcito dijo...

Gracias por tus palabras israel. Sí, los recuerdos no nos lo pueden quitar, vivirán por siempre en nuestro corazón...

Hoy ha sido un día dificil, porque desde que ella ya no vivía en casa todos los domingos la traíamos para almorzar. La voy a extrañar sin duda...

Besos

@ngelito dijo...

Solcito, pasé por lo mismo que tu. Mi abuela estaba sufriendo mucho tiempo, ya que la pobre no podía moverse de la cama a penas. La vida se le apagó ante la mirada de mis ojos. Fué algo que no puedo expresar con palabras, pero me dejó sin respiración. A mis años no entendí que ocurría y no quería creer que ya no iba a despertar. Así es la vida... unos llegan y otros se van.

Lo siento de veras, sé como te sientes.


Un cálido abrazo y mucho ánimo.

neon dijo...

Mis mayores pesame, y muchas fuerzas. Los recuerdos que guardas junto a ella, el concepto que tenes de ella como persona, lo que sentias y lo que sentis por ella.. esa son las cosas que importan de vedad.

Acuerdo con Israel y contigo en que si ella estaba sufriendo, lo mejor era dejarla que goce de un merecido descanzo eterno en paz. Y aunque quizas nunca estemos 100% quizas aun esta a tu lado de una forma que ni te imaginas, pero sentiras su presencia y sus acciones en ti de manera sorprendente.

Son etapas nuevas, todas cosas de la vida. Con tu corazon sincera y tu conciencia limpia, no hay nada que te impida la felicidad y que no le de a su alma una de las glorias mas importantes, y es el haberse ganado tu respeto y tu cariño.

Muchas fuerzas! Que no decaiga!
Un abrazo grande... y animos!
;)

Solcito dijo...

Muchas Gracias a los dos por sus palabras.

Besos.

Ana dijo...

Cuando pierdes a alguien querido es doloroso. Si esa persona es mayor, como tu abuela, puedes siempre pensar que vivio una vida plena, llena de alegrias y de tristezas, pero cuando se va con unos añitos como cuando hace dos años se marcho un sobrino mio que hoy estaría a punto de cumplir siete años... es mucho peor. Se va en la flor de la vida, cuando aun no ha esperimetado apenas nada.
El dolor siempre esta en todas las perdidas... perdona mi egoismo.. piensa siempre en tu abuela en positivo, en todas las cosas bellas que habeis vivido juntas.. y piensa que siempre estara viva en tu corazón.
Un afectuoso saludo.

Solcito dijo...

El dolor está en todas las pérdidas, sí.

Es cierto que mi abuela vivió toda su vida a pleno, que su partida es parte de la vida y los que nos quedamos estamos preparados para ver partir a nuestros padres, abuelos... pero a pesar de eso no deja de ser doloroso. Y como cree este blog con el motivo de deshogarme cuando lo necesitase por eso le dediqué este post.

Sin duda, que si quien se va es un niño o una persona joven, te quedas con la sensación de impotencia, de que esta vida no es justa, porque no ha vivido practicamente nada..

Un beso

kokrann dijo...

Tienes que sentirte orgullosa por haber vivido muy buenos momentos junto a ella. En el momento de nacer todos morimos poco a poco. La muerte es una parte de la vida. El dolor es lo más normal del mundo y dentro de unos días se desvanecerá. Sin embargo, la huella que ella ha dejado en ti siempre estará contigo.

Un beso :).

Solcito dijo...

Puedo estar tranquila, como te dije el otro día, por haber disfrutado de mi abuela, por todos los momentos que pasamos y por todo lo que me queda de ella.

Besos